Un ejemplar de "The Saturday Evening Post" de 1961

Para la mayoría de la gente una revista que tiene más de unos meses se tira a la basura; para los que somos auténticos enfermos del medio, las revistas son algo así como el vino, cuanto más tiempo pasa más valor cogen.

Publicado el 2011/12/30

Para la mayoría de la gente una revista que tiene más de unos meses se tira a la basura; para los que somos auténticos enfermos del medio, las revistas son algo así como el vino, cuanto más tiempo pasa más valor cogen. Y lo de su incremento de valor no sólo es por pura cuestión emocional o profesional, sino por el hecho de que son auténticos documentos históricos que por lo menos a mí me hacen revivir una época ya no sólo con sus contenidos, imágenes, grafismos, tipografía, estilo sino también por que el propio envejecimiento del papel, su tono, su olor y su tacto hacen que todo se convierta en una pequeña máquina del tiempo.

Quintatinta cumple cinco años. Un blog dedicado al diseño periodístico cuyo autor Diego Areso me parece que es otro enfermo de las publicaciones impresas; él se declara adicto.

Pues bien, su autor, periodista y diseñador gráfico, ha pasado por varios periódicos y revistas y tras su etapa en el diario “Público” trabaja en la actualidad como director de Arte de la revista “S Moda”, un suplemento del diario El País. A través de su blog el nos informa y nos transmite la pasión por el diseño periodístico y ahora en su quinto aniversario el nos obsequia con una joya: un ejemplar íntegro “The Saturday Evening Post” de 1961 rediseñado por Herb Lubalin y portada de Norman Rockwell.

The Saturday Evening Post fue fundada en 1821 y creció hasta convertirse en la revista semanal de mayor circulación en Estados Unidos. En particular, la revista adquirió una condición prominente bajo la dirección de su editor George Horace Lorimer (1899–1937).

En issuu puede descargarte este ejemplar.

Publicado el 2017/07/06
_
_

Etiquetas: B2B, ventas, fuerza de ventas, herramientas digitales, gestión de clientes Info y redes sociales
Artículos que recomiendo: